viernes, 5 de octubre de 2012

EL MITO FEMENINO EN EL CINE



Digamos que esta es la entrada que continúa con el Post anterior, y que de alguna manera completa esta serie de el mito en el cine, a expensas, eso sí de que más adelante realice otro más, sobre directores o productores, veremos como ando de tiempo.
Para empezar con el mito femenino en el cine, sería conviente contextualizar su aparición y su finalidad, sobre todo en los primeros tiempos del cine.
En realidad, el papel de la mujer en este primer cine, era el de partener del hombre. O bien para realzar su virilidad, en las películas de aventuras o para represetntar la tentación o la perdición del hombre. 
Representaban un papel inocente, como de cuento de hadas que no se correspondía en nada a la realidad. Quizás, la primera estrella femenina de la que se tenga constancia en Hollywood sea Mary Pickford.
Digamos que era "American´s girlfriend", es decir, la novia de américa. Sus papeles inocentes, casi siempre románticos la hacía muy popular ante el público. Era la actriz mejor pagada. En realidad, era la que mejor sabía esplotar sus cualidades fotogénicas, porque estamos hablando de 1915, a penas el cine había comenzado a explotar los planos secuencia o los primeros planos. Muchos de los actores y actrices de entonces trabajaban en el anonimato, porque basicamente no eran reconocibles al cien por cien.


Mary rapidamente se convirtió en una megaestrella con unos emonumento que para la época eran prohibitivos. Para los que piensen que las mujeres no tenían poder en el cine, esta es una de las pruebas de que las mujeres, no eran la cúpula de las empresas del cine, pero mandaban y mucho. Precisamente, Mary, fue partícipe de una de las grandes firmas y nacimientos de su tiempo, La productora United artist. Ella fue cofundadora con Douglas Fairbanks (su marido por aquel entonces), Charles Chaplin y David Wark Griffith. Fijáos que aquí como quien no quiere la cosa está empanada con tres genios y dinosaurios del celuloide. Paradojicamente, en aquel entonces la mujer no pintaba casi nada, en este tipo de negocios, Mary Pickford, era una escepción, porque fue la primera mujer capaz de financiar este magno proyecto.
La actriz pasó una crisis relacionada con la muerte de su madre, que la tuvo un año fuera de actividad. Cuando quiso volver a escena, se había cortado el pelo  y no haría papeles por los que fue famosa, de joven ingenua, si no que hizo papeles más madruos. Paradojicamente, a la gente no le gustó que se perdiera su inocencia, y en cierto modo, se consideraba que la mujer debía de ser sumisa.
En fin, este es el primer intento femenino serio de quitarse muchos siglos de machismo y de ser alguien en esto del séptimo arte.
Por supuesto hay muchos ejemplos personificados y actrices del cine silente que pudieron aportar luz a este post, pero trataré de resumir esto, porque me importa la figura del mito en el cine y expongo los casos que a mi juicio pueden ser más ilustrativos.



En este sentido podemos mentar a las estrellas "Vamp", que se dedicaban a ser fieras sexuales en la época del cine silente. Hablamos por lo general de actrices importadas del extranjero. Las más famosas de la época eran Theda Bara y Pola Negri.

Theda Bara, era estadounidense, aunque de ascendencia árabe, y los estudios, en ese afán de crear productos sin ningún criterio, en aquella época, se les ocuría que podían poner que la actriz había nacido en el mismísimo Sahara. Fue una de las grandes Vamp, quizás la primera en ser reconocida como tal, y tuvo el privilegio de ser la primera cleopatra del celuloide.
Pola Negri, más conocida para el gran público, quizas por sus escarceos amorosos que la unían a casi todo el hollywood de la época. Como ya he dicho en la entrada anterior, uno de los candidatos era Rodolfo Valentino, pero la lista no acababa en ese nombre, pues también jugaba con Chaplin, o con el mismísimo Adolf Hitler. Pero eso ya era parte del mito, porque en realidad ella era polaca y fue a hollywood de la mano del gran Ernest Lubistch. pero esto ya forma parte de la rumorulogía y el mito. 
Lo cierto y que, además se puede comprobar, era su gran acento Polaco, marcadísimo. Con la llegada del cine sonoro se apagó su estrella.
Después de comprobar como se puede montar un mito con un punto exótico o con carnaza de escarceos amorosos, ahora cambiamos el palo y nos dirigimos a un mito, si acaso, aumentado por el misticismo. Me refiero a "La Divina", la gran Greta Garbo.



Para mi gusto, la más guapa entre las guapas. Si algún día Hollywood pudo crear un rostro más perfecto, es día es cuando descubrieron a la Garbo.

Greta Garbo era sueca y siempre será recordada como una Divinidad del cine. No es que ella hiciese un alarde exagerado o quisiese vender más de lo que había, que a la vista salta que era guapísima. Ella, la Garbo, pivotaba bastante sobre sí misma y no se daba a la carnaza. Era muy reservada para su vida personal, tan reservada que todo lo que la envolvía era misterio, nunca se supieron de ella, quiero decir, a ciencia cierta, muchas de sus intimidades.
Lo cierto es que sobre la diva corrieron ríos de tinta, sobre su caracter, sobre su vida sexual, y demás cosas pero siempre fueron conjeturas.
La única verdad es que su pertinaz soltería inflamó siempre la idea de una identidad bisexual, y con muchas actrices, entre ellas, la gran Marlene Dietrich, con la que en la vida real parecía que se llevaba a matar y fingía que no la conocía, pero era mentira, porque se sabe que mantenían contacto. Como no dejó una autobiografía sólo podemos aumentar el mito, especulando y especulando, esta viene a ser la dinámica de como se forma un mito rodeándolo de misterios y medias verdades.



Otra de las actrices que se hicieron mitos, no tanto por su misteriosa vida, si no más bien, por su porte misterioso era precisamente Marlene Dietrich.

La persona de Marlene, es alguien que siempre me ha fascinado, porque, la verdad, no sé como sonará en alemán, pero yo siempre que veía sus películas, de pequeño, la doblaban con una voz muy grave, que daba un aspecto de ser andrógeno. Pero vamos, esta es una sensación un poquito particular.
Lo que sí se puede decir a boca llena es que siempre cultivó esa faceta de mujer inaccesible y dificil. No obstante se la conoce como la mirada lángida del cine.
La Dietrich, pese a  matricularse en la prestigiosa escuela teatral de Max Reinhardt, tuvo sus primeros pinitos en el mundo del cabaret. Ella, la díscola, había dejado su carrera como violinista, al tirarse a su profesor. Comenzaban a esbozarse las primeras características que la harían mito.
La actriz comenzó sus primeros pasos en la Berlín de los años 20, una amalgama de fastos y desenfreno, una especie de "Sodoma orgásmica", en el cual solo imperaba el valor de la diversión. En este contexto, Marlen coqueteaba con vestirse de hombre, es decir, más leña al fuego con el tema andrógeno, e incluso bisexual, que apoya las teorías que afirmaban la relación lésbica con Greta Garbo. Es importante tener esto en contexto también por el hecho de como los comienzos influyen a la hora de presentar una imagen de estrella que luego perduraría en el tiempo. Porque luego haría muchos papeles de femme fatale.
Hablaría de la escena que monta con Josef Von Sternberg en su despacho, pero he pensado que una amiga de este blog ha escrito sobre este episodio más que yo, os dejo un enlace para Divas del cine  donde podréis ver la peculiar relación que nació de esta entrevista de trabajo. Además, como la temática del post, va sobre el mito en el cine, si queréis profundizar en mitos y divas, tendréis mejor oportunidad que aquí. 
El resumen final, digamos que lo haría en que Marelene es un mito femenino del cine, pero ya no está tan claro, que siendo mito femenino, su tipología se adapte a los estereotipos clásicos de como se concebía el mito femenino. Esto, considero que ya es un adelanto.


Ahora, me voy a centrar en esta idea del estereotipo del mito que va cambiando, y otro ejemplo claro es el género del cine negro en los años 30 y 40.

Voy a poner dos ejemplos, no más, para empezar, uno que me parece carismático, no solo por el hecho, si no por la actriz. Una actriz que tuvo que luchar viento y marea en su vida personal para que se reconociese su valía, y que si tuviese un poco de más suerte, ahora estaríamos hablando de una estrella que eclipsaría a muchas más. No siendo ni la más alta ni la más bella, me refiero a la Reina de Hollywood, la gran Bette Davis.
Quizas Bette, es de las pocas excepciones, junto con Katherine Hepburn, y fijaos de quien os hablo, que supieron ser pacientes, perseverentes y amentes de su trabajo, como para no caer en las maldades del sistema establecido por el estudio, que en aquel momento sólo quería vender ilusión, producto, carne, es decir, que no se iban a comer ni un rosco.
Bette Davis comenzó a triunfar muy tarde, porque no daba bien en las pruebas de pantalla, y siempre tenía que conformarse con trabajos secundarios. Cuando comenzaba a hacer valer su talento la pondrían en papeles principales, pero claro, de películas bastante pasables, con lo que era difícil que tuviese una carrera deslumbrante.
Pero aun así, pudo encarnar a Scarlett O´hara, o ser la protagonista de Breve encuentro, por eso hablo de que podría ser la megastrella.




Katherine Hepburn, sí que es la megaestrella rutilante de la meca del cine. Está considerada por propios y extraños la mejor actriz del mundo, y además, la mejor actriz de todos los tiempos, quiero decir, que no sólo de su generación, si no que no hay nadie en la corta historia del séptimo arte que la pudiese igualar. Lo normal sería considerarla un mito del cine solamente, porque es la única actriz capaz de ganar cuatro oscars, nadie ha hecho esto. Fue nominada en quince ocasiones, sólo en este apartado es rebasada por Maryl Streep, con diecisiete candidaturas, pero sólo tres oscars. No me voy a parar en las interpretaciones de Hepburn, porque creo que para el nucleo del post, con decir los premios que atesora, de por sí la convierten en la más grande.

Paradojicamente, hoy en día, la AFI considera a Hepburn y a Davis, como las mejores actrices del cine.



Así como Humprey Bogart fue mito en el apartado másculino, por el hecho de un personaje, Rick en Casablanca, podemos encontrar esta faceta del mito en el lado femenino. Me refiero a Rita Hayworth.

Aunque es cierto que Bogart, ha tenido más personajes buenos e interesantes en su carrera, más en comparación que Rita Hayworth, la actriz de ascendencia española, será conocida per seculam seculorum como Gilda.
Las escenas más recordadas de la película fueron un streaptease rídículo hoy día, porque sólo era un guante y la otra escena, fue una gran sorpresa, el tremendo bofetón propinado a Glen Ford. Ese fue un detalle que se comentó  y que sorprendió, pero que por otra parte fue bien acogido. Eran los años del cine negro, siempre era bueno e innovador mostrar este lado oscuro y transgresor, oculto y canalla. Fue bonito mientras duró, porque enseguida se vió que era por el momento, fruto de la moda o del género de cine negro donde se podía drisfrutar de esta suerte de femme Fatale.
En sí, los personajes de este corte, nacen de una mitificación de las viudas negras, y a su vez como si se tratara de una ironía del destino, el personaje encumbraba al mito de donde salió, incluida a la actriz.
En los años subsiguientes, siguió el guión como se había dejado, la mujer como objeto o agente de pecado lujurioso.

Cabe destacar el caso de Ava Gardner, no porque no fuese objeto de pecado, que lo era. De hecho fue una de las actrices propuestas para encarnar a la señora Robinson en El graduado y rechazó el papel, si no por la insólita dicotomía que existía entre actriz y estudio. 

Ava siempre fue de espíritu libre, le gustaba la sensualidad y los escarceos amorosos pero no le gustaba que le colgaran el cartelito de mito sexual.
Propiamente dicho, no participaba excesivamente del armadillo publicitario que montaban en torno a ella.
La frase acuñada por el estudio que la llevaba, "El animal más bello del mundo" era una cruz en las espaldas de la diva, que quería dedicarse a sus conquistas sexuales, en vez de poner buena cara a todos e intentar conquistarlos a todos con poses, miraditas, etc...
Eso sí, aprovechaba muchos viajes a España para verse con toreros, especialmente con Luis Miguel Dominguín.
Pero Ava era una excepción, porque en aquella época, las estrellas femeninas sí que sabían sacar partido de esta publicidad erótica.


 

Me refiero a la generación siguiente, compuesta por muchas actrices, sobre las que sobresalían Jane Russel, Elizabeth Taylor,  pero sobre todo, en este sentido, Marilyn Monrroe.
Jane Russel, era una mujer recia, con un cuerpo descomunal, pero no era un animal con la cámara ni desprendía tanta inocencia sensual como Marilyn. Por otra parte, Elizabeth Taylor, no tenía el cuerpo como las otras dos, pero tenía una belleza descomunal y un talento netamente superior.
La verdad, es que las tres eran ambiciosas. Russell fue quizás la menos conocida de las tres, y la pongo porque es coetanea, incluso rivalizó con Marilyn en símbolo sexual, pero nunca tuvo la repercusión mediática de las otras dos. Quizás su problema fue que empezó a destacar muy tarde, con películas como "Forajidos"o junto a Marilyn Monroe. Fue también un símbolo sexual y una mujer de rompe y rasga.
De Marilyn no voy a decir nada que no se dijese antes, en cuanto a su faceta de mito ya por todos conocida como la mayor sex-symbol del siglo y mujer icono de la cultura pop, quizás si cabe resaltar, en el caso de Marilyn que las circusntancias de su muerte engrosaron el curriculum para mito, no sólo por ser un icono sexual de una generación, si no que de por sí su vida tuvo unos devaneos de tal magnitud que la llevaron a un desenlace prematuro, por fármacos.
Elizabeth Taylor con más talento, pero no menos ínfulas ha tenido la oportunidad de trabajar en superpoducciones que la han encumbrado. La Taylor, aunque desarrolló casi en su totalidad, la carrera en América, ella era británica y ya llegó a estados unidos convertida en una estrella juvenil. Todos los principios son odiosos, pero Elizabeth Taylor era una de las niñas que protagonizó las famosas películas de la perra Lassie. Por aquel entonces eran unas películas muy agradecidas para el público. Además tenía la típica carita angelical que pedían en una estrella juvenil, al estilo Temple.
Todo esto le confirió la oportunidad de iniciarse y coger experiencia y papeles más precoces que las demás.
Para anecdota, de Taylor y Monrroe, en aquel tiempo las dos contratadas por la FOX, estuvieron a punto de arruinar a la compañía, por sus contínuas exigencias, una en california y otra en Roma, grabando Cleopatra.
Junto a esta tipología de mito sexual del celuloide aparece otra tipología, aunque femenina, en esta ocasión es bandera de la sofisticación y la elegancia, una tal Audrey Hepburn.




Audrey, vendría siendo la antítesis de las tres anteriores, parecía la divinidad hecha persona. Fue la primera estrella de hollywood que pasó de vivir como una diva. Supongo que entre otras cosas, porque no podía. No es que no pudiese ser una diva, que de hecho lo es, pero sin pretensiones, sin hinchamientos, de manera natural. 

Por aquel entonces creó un icono en el que las chicas frágiles también tenían su sitio en el star system. Ella conquistó a todos, por supuesto con su cara angelical y su belleza. Era muy sofisticada, pero de manera natural, eso también rompía la tendencia pomposa de las demás estrellas, haciéndola más popular entre una nueva generación de chicas. Creó un icono cultural, Warhol la utilizó para sus bocetos, como a Marilyn Monroe, vamos, las dos caras de una misma moneda.
Además era una excelente actriz, y muy preparada, dominaba a la perfección cinco idiomas, estaba entrenada en disciplinas esenciales para el arte dramático como son la danza y la música.

En lo que se refiere más a lo europeo, hay un cierto destape de estrellas, que harían mirar a Hollywood al otro lado, primero con Sofía Loren y luego Claudia Cardinale.



Sofía Loren como casi todas las actrices europeas de la época, jugaba un doble rol. En Estados Unidos hacía papeles que le reportaban fama y popularidad, ejerciendo el papel de mito femenino, muchas veces a merced de ser partener de los hombres, pero al fin y al cabo, estaba codeandose en comedias con Gary Grant y Frank Sinatra, pero al mismo tiempo se permitía hacer proyectos más comprometidos en Europa como "Dos mujeres" de Victorio de Sica. Y es que en esa película la actriz brilla con luz propia, es la viva imagen de los destrozos de una guerra. Le valió uno de los dos oscars que obstenta, el otro es honorífico.




Claudia Cardinale, también, una belleza sin parangón, procedente de Túnez, aunque de ascendencia italiana, fue otra de las bellezas europeas que pudo hacer una carrera sólida a pesar de la imagen que proyectaba en los films.

Ha trabajado con los más grandes de Italia, Visconti, Leone, Fellini, etc... Lo que para mí hace peculiar a Cardinale, es que es un ejemplo claro, de que no hace falta cumplir con todos los cánones de perfección para llegar a ser un mito en Hollywood. Lo digo, porque Claudia tenía una voz tan ronca y grave que parecía varonil, hecho que no fue un impedimento, ya que era doblada.
Pero para 8 y 1/2 Fellini, consideró que era ideal su voz y no la dobló. Tampoco se cayó el mundo y hoy día es tan mito como el que más.



Junto a estas italianas, también sobresalió una francesa, Brigitte Bardot, y esta sí que podríamos decir que sobresalió como mito dentro del cine, pero de carácter marcadamente sexual.

Creo que más que mito del cine podríamos calificarla como mito erótico. Su carrera fue corta y se retiró en los 70, aunque aún sigue protagonizando algún altercado en beneficio de causas como la protección de los animales, es a lo que más dedica el tiempo ahora.
Principalmente, hay una escena por la que será recordada, y con eso basta. El baile que se marcó descalza en la película "Y Dios creó a la mujer". Eso es nada.
Para ir abreviando, que ya se va haciendo largo, posteriormente, hay algunos ejemplos que pueden ser catalogados como mitos, pero aún viven y me remito a la idea de mito cerrado, es decir cerrado. Una idea de mito que no varie en su esencia con el tiempo. Si queréis podría nombrar a Meryl Streep, que aun en sus 6 décadas bien llevadas se muestra activa, pero que ya tiene un currículum portentoso.



A todas luces puede llegar a cristalizar en mito para la posteridad. En sí tiene la significativa cifra, actualmente, de 17 nominaciones al Oscar y tres estatuillas, además, todo esto en una época no mediatizada por los estudios, es decir, sin promoción de su figura y con múltiple competencia en papeles importantes.

En otro orden de cosas, a propósito de una problemática que han tenido que cargar las mujeres en la industria del cine, es la de que en su mediana edad, nadie surte de guiones, para personajes convincentes. Es decir, generalizando con sus más y con sus menos, casi siempre la mujer tiene que hacer o de adolescente cachonda, de novia, de mujer, y... después hasta los sesenta hay un agujero de unos veinte años, en el que las actrices se tienen que ganar la vida en televisión o en teatro. Por suerte esto se está subsanando, pero hasta hace poco no había papeles interesantes para actrices cuarentonas.
Me parece que la entrada siempre va incompleta. Sé que hay muchos más ejemplos, pero no puedo abarcar todo y he puesto, no los más representativos, que los que están los son, si no porque me ayudaban a ir llevando un hilo argumental, de como el mito, iba cambiando con el tiempo o adquiría un nuevo signifiacado.
También los comentarios servirán para que aumentéis y mejoréis la entrada.
Para acabar os dejo ahora con una foto de un especial de Vanity fair, sobre los nuevos rostros "Fresh faces", las posibles mitos del mañana.




45 comentarios:

daniel dijo...

Divas, mitos, diosas del cine, sea cual sea el término, excelente tu post :)

Un abrazo.

Emilio José Pazos dijo...

Gracias por el cumplido. Por lo menos hay un material para el debate.
Un saludo.

SqSmaravillosa dijo...

Estupendísimo post Emilio! Magnifico tu resumen del papel de la mujer en el cine desde sus inicios hasta la actualidad. Bien es sabido que el cine es una proyección clara de la misma sociedad que vivimos. Así vemos una evolución en el prototipo de la actriz que se demanda en cada época. Comenzando por Pickford, que de tonta no tenia un pelo, pero que representaba personajes de mujeres dulces y sumisas muy propias de los gustos de aquellos tiempos,para a continuación mostrar un tipo de mujer más atrevida e independiente objeto de deseo por su sensualidad como fueron Pola o Theda; los años del cine silente fueron como experimentales en este aspecto, aunque también crearon grandes estrellas como Greta o Marlene ,o la diva entre las divas Gloria Sawson, muchas pasaron a la historia, y no precisamente del cine, al llegar la sonoridad, caso que no fue el de las primeras citadas, ya que tal vez debido a su peculiar voz y su provocadora o enigmática vida se convirtieron en autenticas leyendas del cine.
Hablar de Bette o de Katherine es hablar del cine en si mismo, ya que mediante su gran talento no necesitaron de rostros perfectos o cuerpos deseables, y nos dejaron los mejores títulos y actuaciones de la época. Rita tal vez fue la imágen de los años cuarenta, muy a su pesar, como la indomable y bellísima Gilda: este personaje acabó absorbiendo su verdadera personalidad.
Los coloristas años cincuenta ya más cercanos en el tiempo, trajeron consigo personajes de mujeres , en la mayoría de ocasiones,superfluas de cabeza hueca, pero con atributos fisicos casi irreales que hicieron las delicias del publico, es el caso de Marilyn, Jane, Mansfield etc; aunque por supuesto destacaron por su talento unas cuantas que eran a la par que bellas muy talentosas como la Loren o Taylor. En fin....en estas proyecciones de cine podemos encontrar pedazos de la vida misma; cada época tiene su ideal femenino, y queda reflejado en todas y cada una de las películas que se filmaron desde el inicio del cine hasta ahora. Yo sin dudar un instante me quedo con aquellas primeras mujeres del cine que pelearon con uñas y dientes por demostrar su talento y su personalidad más allá de un cuerpo o un rostro bonito, en un contexto en el que la mujer no era más que un pedazo de carne manejado por los hombres. Me quito el sombrero antes ellas. Muchas gracias por citar mi blog y un gran abrazo.

SqSmaravillosa dijo...

Por cierto Emilio, se me olvidó comentar que las fotos son preciosas,y que me encanta el nuevo aspecto de tu blog.Saludos

TRoyaNa dijo...

Emilio!
enhorabuena por la entrada,menudo repaso te has marcado.
Al hablar de mitos cinematográficos,si son femeninos,viene a mi mente,Marilyn y si son masculinos,Marlon.
Después de esto,las grandes mujeres de la interpretación están en esta entrada:Bette Davis,Katherine Herpburn...y en la actualidad,Meryl Streep que es una leyenda viva que ya no tiene que demostrar nada.
Yo hubiera añadido a Glenn Close,por ejemplo,me parece otro mito,si no erótico,del cine,por recorrido,por trayectoria profesional.
Tengo amigos que echarían de menos a Grace kelly,aunque yo siempre la noté un poco "sosilla" la verdad es que es otro prototipo de elegancia,dulzura y serenidad.
saludos!

Meg dijo...

Completísima esta selección y esta entrada!! No sé con cúal me quedaría de cada etapa, pero en general, la garbo me cautivó con Margatita Gautier...Meruyl Streep es mi favorita actual, interpreta lo que le pongan por delante y como buena actriz y belleza única...para mi gusto...Liz taylor :-)

llimaverda* dijo...

como siempre genial Emilio, me gustan todas pero me quedo con Sofía Loren, bsts

Emilio José Pazos dijo...

SqSmaravillosa
Gracias por el cumplido, la verdad es que ha sido más larga la preparación del post, porque descarté a más gente, que igual incluiré algún día cuando hable de los directores.
El lógico que nombrara tu blog, primero porque es de merecimiento, y segunodo por no repetirme en el caso de Marlene Dietrich, como ya te había dicho cuando leí tu post.

Un saludo.

Emilio José Pazos dijo...

Troyana
Gracias, tienes razón, Glenn Close, nunca destacó por su espectacular imagen, pero es una actriz de un talento extraordinario que también supo hacerse su sitio.
Grace Kelly yo, aunque sosa, si la pondría por dos razones, una por ser princesa, que tiene su punto de mito. y la otra razón, que es de peso, pero ha sido un descuido es hablar, del mito de ser chica Hitchcock, y Kelly está en este grupo de elegidas, aunque también habría que poner a Tipi Heden, a Leigh, a Novak y a otras tantas rubias oxigenadas. Gracias por tu aportación.

Emilio José Pazos dijo...

Meg
Gracias, me ha sacado un poco de tiempo, pero bueno. Eso es lo que salió.
Ya te puedo comunicar que he acabado la reseña de la peli de terror para toda la iniciativa de Halloween, lo publicaré el día 30 0 31 de este mes. No me maté eligiendo el tema, y escogí el primer título de la lista con la que empezó la iniciativa, sobre el libro de William Blatty, "El exorcísta".

Un saludo.

Emilio José Pazos dijo...

IIimaverda
Gracias, estas son mis recetas, las tuyas requieren más arte.

Un saludo.

Javier Simpson dijo...

Mary Pickford, una de las grandes estrellas. Sí que tenía poder, sí. No sabía que fuese una de las fundadoras de United Artist (buen dato).
Se notaba bastante el machismo de aquella época en las predilecciones de los espectadores. Que triunfara de ese modo rotundo eso papeles de mujer sumisa e inocente era signifcativo.
Pola Negri una auténtica Vamp, nada que ver con el tipo de mujer que representaba Mary Pickford en su primera etapa. Otro buen dato de Pola Negri… que flirteara con Hitler (supongo que aquí más que el gusto influiría el poder). Pero, como dices, eso será mitología.
Yo en esta primera etapa muda del cine metería el erotismo de Mae West, y otra al estilo inocente y tierno de Mary Pickford: Lillian Gish .
Me gustaba la belleza de Greta Garbo a pesar de ser tan clásico y distante. Desde luego un auténtico mito.
La ambigüedad de Marlene Dietrich está muy bien, juega a su favor. Una gran actriz con una gran personalidad. Su papel de mayor en Sed de mal es genial, secundando al grandioso que hace Orson Welles.
Bette Davis es una de las mejores actrices de todos los tiempos. No era demasiado guapa, pero de muy jovencita, con 18, 20 años, tenía su atractivo, más guapa, a mi modo de ver que de mayor.
Desde luego Catherine Hepburn es de lo más grande. Me gusta como actriz y lo que representa como persona, como mujer moderna que se rebela contra los convencionalismos que encorsetan la sociedad, contra todo lo rancio que hay por ahí circulando. Estoy de acuerdo con la AFI, que aunque no sé qué es, confirma lo que muchos pensamos: que Bette Davis y C. Hepburn son las mejores actrices que pasaron por la pantalla (a estas dos le añadiría Maryl Streep).
Si tuviera que elegir la actriz más atractiva, guapa y con clase de cine diría seguramente Rita Haywoth sin duda. La que viene a continuación le anda muy cerca, ese animal tan bello llamado Ava Gardner. La noche de la iguana es una de sus mejores pelis. Me parece un alucine. Ahí está tan bien Richard Burton como ella. Una de las mejores parejas que ha dado la pantalla.
Jane Russell nunca me gustó del todo, no es de mis favoritas, desde luego. Tiene pinta de señora bien. No me va su estilo. Liz Taylor era hermosa e hizo buenas cosas, pero tampoco era de mis favoritas. La que sí me agrada ;-D y mucho es Marilyn.
Audrey Hepburn era un ángel en todos los sentidos. Me gusta mucho Desayuno con diamantes. Sabrina y Vacaciones en Roma tampoco están nada mal. Una mujer bastante culta, además, como pones en el magnifico post que te has marcado, Emilio.
Claudia Cardinale y Brigitte Bardot dos de los mitos eróticos europeos sin discusión. No sabía lo de la voz ronca y grave de Claudia. Es raro!!
Y qué decir de Maryl Streep… ya está todo dicho. De las más grandes. De joven, como le ocurría a Bette Davis, era bastante curra.
Desde luego que sí son de las mujeres más representativas que hay en el cine en cuanto a mito y belleza; algunas añadiéndole grandes dotes interpretativas.
Podría alguna más actual, aunque aún no tengan ese aspecto mítico como cabría esperar, como Kim Bassinger, Michelle Pfeiffer y la más reciente Natalie Portman. También podríamos incluir a Julia Roberts.
Un saludo, Emilio. He disfrutado lo suyo con el post.

Emilio José Pazos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Emilio José Pazos dijo...

Javier Simpson
Has comentado acertadamente, Lilliam Gish, sería una de las merecedoras de la lista, aunque elegí a Pickford, porque fue más carismática. Gish tenía mucho poder en la industria, no en vano, era la mujer de David W. Griffith, un magnate del cine y uno se sus primeros realizadores sobresalientes. El hecho de tener somejante referencia como marido, me echó atrás a la hora de hablar de ella, porque es el marido uno de los fundadores de la United Artist, junto con Pickford. Aquí Gish está en segundo plano. Y lo que quería contar era como a pesar de la época, una mujer podía tener tanto poder. Lo de Mae West, si que es un descuido, aunque yo siempre la consideré más una estrella de variedades que una actriz, en esto pierde con Gish y Pickford. Digo esto porque pienso que todas las que nombras estarían, te doy razón de mi elección.
Yo también pienso que Roberts y Basinguer son posibles mitos, pero en el caso de Roberts, después de mediados de los noventa, poco menos que desapareció de escena, está pasando por lo que yo llamo fiebre de las actrices, los cuarenta y tantos los llevan muy mal, hay pocos papeles interesantes. Tengo que ver que pasa con ella. De todas formas la tengo que defender, porque cumple con uno de mis postulados, que es cuasi ser mito por un personaje carismático, la puta de Pretty woman.
Natalie Portman, me gusta mucho, pero aun es muy joven.

Gracias por el comentario, que aumenta la información de la entrada. Un saludo.

Stardust dijo...

Un buen post y como en toda lista, siempre se echa en falta a alguien (en mi caso a mi debilidad:Gene Tierney).
s2!!

LOBEZNA dijo...

Me quedo con Sofia Loren, para mi ella es la nº 1. Marilin Monroe no me gusta nada.
Oye Emilio (yo sigo incordiándote con mis cosas para no variar), ¿te has dado cuenta que cuando me dejas un comentario, si yo pincho tu nombre no me lleva a tu blog?. Te lo digo porque la mayoría si lo hace y quizás si alguien quiere entrar a verlo no puede porque no se ve.
Bueno, ya ves que soy la mosca cojonera del blog, pero solo era para que lo supieras por si alguien quiere leerte y no puede.
Perdóname por ser tan cansina. Un abrazo.

deWitt dijo...

Uff, vaya repaso!!
Efectivamente, el poder de la mujer en la industria era limitado, al menos en lo que respecto al poder en los estudios. Pickford no estuvo sola en la tarea. Las hermanas Talmadge hicieron sus pinitos en la producción. Las hermanas Gish también alcanzaron un gran poder. Norma Shearer fue otra de las que supo moverse con inteligencia en ese mundo de hombres. Cierto es que, muchas veces, el marido adecuado ayudaba a ello.

En general, estoy de acuerdo con todo tu post, sólo hay una precisión que quiero aportar: cuando Jane Russel rodó junto a MM "Los caballeros las prefieren rubias" (cobrando, por cierto, siete veces más que Monroe) ya era un auténtico icono gracias a la película de Howard Hughes "El forajido" (1943).

Por otra parte Audrey Hepburn nunca fue un mito sexual porque no interesó que así fuera. Para ocupar ese puesto ya estaba Monroe, Taylor, etc. Hepburn, así como Grace Kelly, representaban la elegancia, el glamour... Fíjate que la mayoría de las parejas con las que trabajó Hepburn eran mucho mayores que ella. Era, directemente, asexual, exceptuando, quizás, su etapa europea y aún así con reservas.

Pero, fuera como fuera, tu repaso ha sido estupendo!

Un saludo

Emilio José Pazos dijo...

Stardust
Gene, otra más que pudiera estar.

Un saludo.

Emilio José Pazos dijo...

Lobezna
Gracias por los consejos. No sé como disociar el blog de la cuenta de google+, que es a donde te manda. Si supiera ya lo habría hecho. Si tu puedes arrojar una luz, bienvenida sea.
Muchas gracias.

Emilio José Pazos dijo...

deWitt
No digo que Rusell no fuese un icono con "Forajidos", de hecho, la nombro, pero no era un icono a la altura de Marilyn o Taylor. A eso me refería.

A Audrey Hepburn, la presento como antítesis de las tres anteriores. No escribo en ningún momento que fuese un mito sexual.

Al respecto, intentaré no ser tan ambiguo en la redacción, porque a veces puede llevar a confundir.

Lo siento. Gracias por tu aportación de las divas del cine silente.

Un saludo.

deWitt dijo...

Emilio,espero que no hayas malinterpretado mi comentario porque no hay nada que cambiar ni que sentir,faltaría más!!! Sólo son opiniones e insisto que tu post es fantástico. Lo de Audrey sólo lo comenté por aportar otro tipo de mitos
Un saludo compañero

LOBEZNA dijo...

Ostras Emilio, yo no lo se. Es que a mi me lo hizo directamente. De todas formas si logro investigar algo y dar con la tecla te lo diré. Un abrazo.

LOBEZNA dijo...

A ver, he estado mirando pero no se si será eso. Creo que tienes habilitado el Google+, porque yo no lo tengo habilitado.
Aquí te mando una página donde te pone como puedes deshabilitarlo. Si quieres intentarlo aquí te dejo el enlace. Ya me contarás. Espero que te sirva de ayuda. Un abrazo Emilio.

http://support.google.com/plus/bin/answer.py?hl=es&answer=1044503&topic=1347963&ctx=topic

Emilio José Pazos dijo...

deWitt

No, tranquilo, no malinterpreto el comentario. Nunca se me ha pasado por la cabeza. Como te digo, en ocasiones pico de ambiguo, entonces me queda la duda de saber si realmente me he hecho entender.
Todo el comentario que te he dirigido estaba enfocado con el fin de ser claro,de explicar lo que quería exponer, si en verdad no se había entendido. Por eso albergaba expresiones de índole cortante.
Pero esto no responde a que me enfadase, si no por ser lo más explícito posible.
Es verdad, que para el blog uso un lenguaje más desenfadado, y a veces hasta jocoso en algún detalle, pero he considerado que es mejor así, lo hace más ameno. Por otra parte tiene este inconveniente o efecto colateral de dejar muchas cosas en el aire, sin aterrizar.
Te parecerá una tontería cuando te confiese que el ser claro en un discurso no es tan sencillo. Voy a exponer un ejemplo con tus propias palabras: "... Fíjate que la mayoría de las parejas con las que trabajó Hepburn eran mucho mayores que ella. Era, directemente, asexual, exceptuando, quizás, su etapa europea y aún así con reservas" Tal y como sueltas estas palabras, yo creo interpretar que con lo de asexual, te refieres a que no jugaba a roles de mujer deseo u objeto sexual, pero creo que estarás conmigo cuando digo que esa forma de expresarse en cuanto a la forma, le faltaría un poco de clarificación, porque se presta a muchas interpretaciones.
A groso modo, ese es uno de los miedos que tengo a la hora de escribir, porque yo mismo me suelo expresar en esos términos ambiguos, que no aterrizan.
No sé si ahora podrás comprenderme mejor cuanto te digo que todo el comentario anterior, y este que te escribo, realmente son por explicarme y no por otorgarle a tu comentario un caracter malicioso. Espero que con esto aceptis mis repetidas gracias por tu aportación y mis disculpas si en pos de aclararme te pudiese hacer sentir incómodo.

Un abrazo.
Emilio.

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

LOBEZNA
Creo que ya está, he dado de baja google+, al final, los círculos quedan como contactos y siguo utilizando gmail y blogger, por supuesto.

Muchísimas gracias por las molestias prestadas. Nunca había pensado en eliminar google+, pero por lo que me has aconsejado es mejor, porque a fin de cuentas utilizo más el blog que el servicio de google para redes sociales.
Un fuerte abrazo.
Emilio.

María dijo...

Hoy es fiesta en estas tierras y he dedicado la mañana a llenarme de letras, así que volví a parar en tusincreíbles comentarios sobres los inmensos brillos de tu conocimiento..
Es un placer, Emilio.
Besos.

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

María
Gracias por el cumplido. Ya me gustaría expresar estas líneas con la belleza de tus poemas.

Un abrazo María.

El Bueno de Cuttlas dijo...

Muy buenas Emilio, sencillamente te has trabajado una entrada sensacional, con una selección y unas fotos perfectas (yo me pido a Natalie Portman, aunque no esté). Creo que voy a darme una ducha fría...

Un saludo

deWitt dijo...

Jeje! Esto ya parece una clase de literatura. Cada uno tiene su estilo y no hay que darle más vueltas. En una conversación sobre cine, con alguien que sabe de cine, como tú, creo que mi frase es más que clara, pero, efectivamente, puede ser mejorada, clarificada, aumentada...pero veo que entendiste por dónde iban los tiros, así que no es necesario, jeje!

Pero sí, te comprendo perfectamente y si me permites una opinión como lector tuyo: para nada creo que te expreses con términos ambiguos.

No hay gracias ni disculpas que aceptar, faltaría más!!

Un abrazo

Ruben dijo...

Después de haberme pasado un poquito por tu blog, lamento mi torpe y escueta entrada sobre Charlot en "City lights". Pero bueno, así es mi blog, los relatos todavía valen algo lo demás son impulsos...

Me ha gustado mucho esta entrada, no sabría con qué actriz quedarme, todas ellas tan grandes.
Respecto a los actores, Depardie me gusta de siempre, con tantos papeles tan diferentes, desde Jean Valjean en Los Miserables, hasta su papel desternillante junto a Jean Renó en "¡Qué te calles!" tengo debilidad por ambos...

seguiré tus lecciones...

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Ruben
No se lo digas a nadie, pero yo también tengo que confesrte, que el papel de ¡Que te calles! es uno de los que más me gustan. Es un loco muy divertido. Ojalá yo fuese así de extrovertido.

A mi también me gustan los relatos, y no todo van a ser tencnicismos. Es verdad, que cuando me paré en tu blog fue por city lights. Como ya sabes, es un peliculón. Pero visto después lo demás, también es interesante. Como Salesiano, tengo que cultivar mi afición a las narraciones tanto como el cine si bien es cierto que el cine siempre ha sido mi debilidad y una de mis facetas profesionales.

Un saludo Rubén, nos veremos en tu blog.

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

El bueno de cuttlas
Caray, no quería ser yo el causante de tanta reminiscencia... y no sólo mitológica. Ja, ja.

Es broma, cúidate.

LOBEZNA dijo...

Cuánto me alegro que por fin se te haya quedado "al pelo", ja ja ja. La verdad que ha costado un poco, pero merece la pena. Solo tienes que fijarte en que desde que cambiaste el estilo del blog y ahora esto último, los comentarios son muchos más, y sino: fíjate.
Eso era lo único que yo pretendía amigo mío. Perdóname por haberte dado tanto la lata, pero yo soy así de atascá, y cuando veo que puedo ayudar a alguien en algo: no ceso en mi intento, ja ja ja. Enhorabuena y un abrazo Emilio.

Jordi Jones dijo...

Excelente post.. enhorabuena!!!!!

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Lobezna
Muchas gracias. ¿Qué te puedo decir?. Seguro que todos los lectores del blog lo disfrutarán.

Un fuerte abrazo.

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Jordi Jones.
Gracias por el cumplido y también por los consejos.

LOBEZNA dijo...

No tienes que decirme nada, encantada de haberte ayudado aunque solo haya sido un poquico. Fijo que los lectores disfrutarán. Un abrazo Emilio y hasta la próxima.

Ginés Vera dijo...

Guapas, atractivas, glamurosas y poca gente tiene la oportunidad de acercarse y conocerlas realmente, de persona a persona. Nos quedarán sus fotos, sus películas, el mito pero no olvidemos que fueron ante todo personas que se levantaban cada mañana y se enfadaban, deprimian y padecían soledad...quizá cuando estaban rodeadas de más gente. Mi reconocimiento a ellas, mi enhorabuena Emilio

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Ginés Vera
Gracias por tu aportación Ginés, muy interesante tu reflexión, es loable levantarse cada mañana y tener que ser la mejor, la más guapa, la más...

Un saludo.

Anna K. dijo...

Me ha encantado este post. Las adoro a todas jaja. Me es imposible quedarme con alguna. Garbo, Dietrich, Hepburn, Bacall, Taylor etc etc etc...

Rodolfo Valentino! Siempre me ha hecho mucha gracia su nombre...

Esto de los mitos es muy interesante

Saludos y buena semana Emilio

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Gracias Anna K.
No lo pongo pero a mi también me hace gracia lo del nombre.

saludos.

Cristina dijo...

Excelente serie de post"míticos" enhorabuena.
Particularmente me quedo con la sonrisa de Audrey Hepburn sin duda.

Emilio José Pazos Brenlla dijo...

Cristina.
Gracias, yo también es lo que destacaría de Audrey, su cara que cuando se iluminaba con una sonrisa, parecía un ángel.

Un saludo.

sigit hermawan dijo...

This is a very good post! I admire the way you shared this topic! Keep it up a good job! credit report and score

jessy dijo...

Recien el dia de ayer descubri este maravilloso blog, y disfrute lerlo este tema sobre las Divas del Cine de ayer y Hoy. en especial me gusta mucho el cine Mudo de los años 20's ya que el de los 10's lo veo como muy antigüito ...vaya en realidad ya ambos son Antiguos jajajja.tambien adoro el cine de los años 30's y 40's en especial el genero Cine negro.
Bueno de todas las actrices que citastes adoro a la Divina Greta Garbo y Marlene Dietrich, pero falto mis otras engreídas Louise Brooks y la chica "It" Clara Bow , ya de las décadas de los 50's , 60's , 70's, 80's hay buenas actrices obvio pero ningunas me llaman mi atención. pero si hablamos de mitos actuales vivientes estarían Meryl Streep, Glenn Close,Julia Roberts,Angelina Jolie .