jueves, 14 de julio de 2011

EL GRADUADO



Para empezar a hablar de “El graduado con propiedad”, hay que reseñar que aunque hoy en día es un clásico del cine americano y siempre ha estado entre las diez de las mejores películas de la AFI, en su momento, parte de la crítica le dio la espalda. Entre otros Pauline Kael y Egbert. Es verdad, hasta los mejores críticos se equivocan. Pero a mí me parece que en esta película el error es doble, por una sencilla razón, y es que esta película era revolucionaria.
Cuando se estrenó, la sociedad estadounidense, en ese sentido era aburguesada, conformista, estamos hablando de los finales de los sesenta y no hablamos de europa. Los americanos, en esto no quiero generalizar, pero son unos puritanos de órdago. Sin ir más lejos, mirad el caso que se montó hace unos años por ver un seno al descubierto en una actuación musical de unos premios. Pues bien, imagináos eso unas casi cinco décadas en el pasado.



Hay gente que piensa que quizás está un poco sobrevalorada al tratarse de un simple drama, sí con momentos memorables, pero que tampoco merece la bola que se le ha dado a través del tiempo. Yo pienso que todo producto está sobrevalorado o infravalorado según las críticas, pero es muy dificil que cualquier producto se ajuste con justicia al estatus que debería obstentar.
En mi modesta opinión, "El graduado", está en este olimpo de películas porque entre otras cosas ha tenido matices muy transgresores para la sociedad en la que nace. No sólo por el hecho de contar una drama familiar, si no que ese drama nos crea un debate moral. Benjamin Bradock interpretado por Hoffman, es un yogurín, con una vida que ya no iba a estar esturcturada, ya nadie le tendría que mandar lo que hacer. En ese sentido, el experimenta un sentido existencial de vacio, de no saber por donde tirar, de inapetencia. En esas se le aparece una Señora mayor, amiga de sus padres y que el conoce bien, pero como en muchos de sus contextos trastornará su forma de ver el mundo, incluso la rechaza.
Es que esta película cambia los roles del "American Way Of life", donde la mujer se tenía que abstener, excepto exsecciones, bajo las convenciones sociales que la colocaban al mando de la familia, pero por debajo de su cabeza, que era el varón.



En esta película ella lleva los pantalones. En esta foto anterior, el cambio es evidente, el hecho de que lo tuvieran en cuenta en la publicidad de la película ya dejaba implícita una decidida declaración de intenciones.
Por eso y entre otras cosas pienso que había una clara decisión de hacer de esta película un icono cultural, no que como pretexto se construyese un icono alrrededor de la película. 
Claro que como producto de industria al fin y al cabo uno no sabe el alcance de su popularidad y mella entre el público, por eso puede sonar pretencioso el hacer unos postulados tales en aquella sociedad si no fuese desde una actitud valiente y creativa.
Esta tesitura nos pone ante el personaje de "Mrs. Robinson" , la señora Robinson, que quizás llegó a convertirse en icono de verdad, incluso por encima de la película.



Lo más seguro es que ni siquiera Anne Bancroft hubiese soñado con este papel, propio de una super estrella. Ella había tenido hace poco un exitazo con "El milagro de Ana Sullivan" que le valió el oscar de la academia, pero digamos que el perfil de la señora Robinson obedece más al perfil de un superpibón ya madurito, imaginaos a una Marilyn de cuarenta y cinco años. No digo nada más, porque no se trata de desechar el cuerpo de Anne Bancroft, no es el caso, pero en aquella época, se supone que para romper las reglas tendría que ser una atracción tan fuerte, y un cuerpazo ten exhuberante, que el pobre Benjamin no tuviese más remedio que caer en la tentación.
Pero no fue así, Mike Nichols, que afrontaba su sengunda obra, como director, quería hacer algo más inteligente, más rompedor. De hecho habían propuesto el papel antes a Doris Day y lo había rechazado, simplemente, como dijo ella - No entra en mi escala de valores. Yo tampoco pienso que Doris, más dulce a lo largo de su carrera se identificase con este personaje oscuro.


Es cierto que El personaje alcanzó cotas de mito sexual en las generaciones siguientes, ahora menos, porque ya a los jóvenes de ahora, si no entienden el contexto de la película, no les dice nada nuevo ni interesante. En cambio a los que se han sumergido en la película, la señora Robinson parece una gran araña que ha tejido una tela de la que no te puedes escapar, te va engullendo poco a poco.
Pues, todo esto, para que no os engañéis los que no lo sepáis, lo hizo Bancroft con 36 añitos. Esto da cuenta también de la talla interpretativa de estos actores. En realidad, y como curiosidad, Bancroft, sólo tenía seis años más que Hoffman en la vida real, Hoffman tenía treinta años cuando hizo el graduado.



Bueno, también, a partir de ahí, a Hoffman hemos podido verle en otras producciones donde ha tenido más oportunidades de explotar su talento.
Nada más tarde que al salir del estreno, una crítica que lo reconoció le dijo, más o menos, porque no me acuerdo de las palabras exactas. - Chaval, tienes un gran futuro.
Otra de las apariciones resaltables de la película es la de Katherin Ross, jovencísima y guapísima hija de la Señora Robinson, en este caso se entiende que sea tan dulce y pusilánime, para que en un principio, Benjamin no sucumba a sus encantos, más bien es que reniega de la señora Robinson. La hija representaba el futuro, esperanzador, salir de esa apatía y sin razón que Benjamin acusaba, cada vez que se encontraba con la madre. Al final, la señora Robinson tensó tanto la cuerda que se rompió.
Otro de los aspectos a mencionar de esta obra es la banda sonora a cargo de Simon and Gerfunkerl, y su tema Mrs. Robinson. Inmortalizaron la película.




25 comentarios:

deWitt dijo...

Transgresora para la época, sin duda alguna y un inmejorable debur para Hoffman pero yo confieso: "el graduado" es Anne Bancroft, al menos para mí. Puede que no tuviera los cánones de mujer explosiva pero creo que además de ser una de las mejores actrices que ha dado Hollywood (y que muchas veces la olvidamos)era una de las más atractivas, con una presencia inequívoca, contundente con su mirada, elegante y enigmática. Para mí está perfecta en el papel de Señora Robinson!!

Un saludo

Javi dijo...

Está bien; Mike Nichols tiene algunas pelis que merecen la pena; pero yo de Anne Bancroft me quedo con la que citas en la entrada El milagro de Ana Sullivan.
Tampoco me imaginaba yo a Doris Day haciendo ese papel; a mí no me pegaba nada.
Finalmente comentar que hoy en día en la sociedad americana aún hay gente igual de retrógrada que la que mostraba esta película. Un saludo, Emilio. Buena entrada.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Es que están indecentemente jóvenes... jajaja

Saludos y un abrazo.

SqSmaravillosa dijo...

Una película que ha pasado a la historia del cine por méritos propios. Hoy en día, vista desde nuestros ojos ya tan acostumbrados a ver día tras día escenas de sexo en televisión,puede que hasta nos parezca algo inocente, pero en aquella época fue toda una revolución. La ví hace poquísimo, y me encantó de nuevo; Brancoft particularmente me parece una de las mejores actrices que pasó por el cine, ¡Ah!, y además no era exhuberante, pero su cuerpo era mucho más bonito de lo podría parecer, lo que pasa es que al ser tan discreta, pocas veces lo mostraba, aparte, como tu dices, sus anteriores papeles tampoco fueron de esta índole. Aquí particularmente aparece radiante y bellísima.Una película politicamente incorrecta, pero que muestra situaciones mucho más habituales de lo que podríamos suponer. Un abrazo.

daniel dijo...

El graduado me parece un film sensacional. ¿Atrbiutos? Muchisimos, bien nombras unos cuantos, en los que rescatas ese punto de ser un film revolucionario y contracorriente a lo que la sociedad enmarca.
Si tengo que decir algo de su estructura es que El Graduado es una metamorfosis de sentimientos y emociones. Conocemos a Benjamin desde un chico que reniega de lo tiene y parece importarle en poco su futuro; luego se convierte en un chico que goza de una aventura sexual con una mujer mayor y "para el" goza de una sencilla madurez; y finalmente lo encontramos como un chico enamorado que se arriesga a todo. A El graduado no solo lo tildaría como un ícono de los 60', en realidad guarda mucha esencia de buen cine. Grandes interpretaciones de Bancroft y Hoffman. Inolvidables escenas y un toque de comedia magistral y encanatador. Me encanta su BSO (de lo mejor) y su final es arrollador como para llorar.

Saludos!

Steppenwolf dijo...

"Que guarrada, eso tiene que ser infesto", palabras textuales de mi suegra. Su lado transgresor marcó sin duda la película, junto a Hoffman y la banda sonora. Ay, ese Mrs. Robinson marcó a generaciones.
Un saludo Emilio.

Patri dijo...

Uf! esta es una de mis top 10, por lo que me es imposible ser objetiva y ver los defectos, si es que los tiene...siempre me ha llamado la atención la calificación de comedia por los americanos, para nosotros los europeos, y para la generación de mis padres, gracias a los cuales, me enamoré de esta obra, es una referencia de elegancia, reflexión, despertar, juventud y de la inevitabilidad de la tentación sexual. Son temas naturales y que pueden ser parodiados pero no veo en ningún momento perfil humorístico en el rostro de Ben, un personaje desorientado en una sociedad fervorosamente orientadora. Llevo semanas preparando una entrada sobre esta peli, te me has adelantado y para bien, pero en breve contraataco! GRacias por esta estupenda reseña!

El Bueno de Cuttlas dijo...

Buena película y sin duda uno de los iconos cinematográficos de los años 60. La mirada entregada de Dustin Hoffman ante la subida de medias de Anne Bancroft es pura declaración de intenciones. Sobran comentarios, es el aprendizaje vital y sentimental de este joven graduado.

Un saludo

Meme Vergara dijo...

Excelente esta pelicula.
Besos.

Meme Vergara dijo...

Excelente esta pelicula.
Besos.

Fernando R. Genovés dijo...

Es correcto, Emilio, calificar de "clásico" este filme. En su día, representó un "bombazo" cinematográfico y sociológico. Visto hoy, tiene un interés sólo investigador o nostálgico. Para mi gusto. La estética sesentera, y setentera, han envejecido muy mal. Y esta película no es una excepción. Todo lo contrario que la bella y grandísima actriz Anne Bancroft. Por lo demás, a Dustin Hoffmann lo veo "afectado" y cargante, como casi siempre.

Salucines

La Guionista Reflexiva dijo...

Me parece justo calificar a esta película de clásico. Es cierto que hoy día no es tan transgresora como en su época pero la historia se sigue manteniendo y admite otras lecturas.

Estoy de acuerdo con F. Genovés en que la estética sesentera y tetentera ha envejecido mal.

Saludos.

efa dijo...

Entre la música, los célebres diálogos (are you trying to seduce me), el elenco y la escena del final hacen sin duda un clásico.
Gran artículo
Salud!

ethan dijo...

Esta película hay que verla hoy en día con los ojos de la gente de aquellos años, si no pierde bastante.
Tengo que confesar verdadera admiración por Anne Bancroft; legendaria interpretación la suya en la última película del maestro Ford.
Saludos!

María dijo...

Impresionante película, transgresora e intensa.
Felicidades por traérmela al recuerdo y gracias por tan magnífico texto.
Un beso.

Lillu dijo...

Sin quitarle todos los méritos que tuvo en su momento, como revolucionaria y novedosa en muchos aspectos cinematográficos, a mí es una película que no me dice gran cosa. Además, no me creo el papel de Dustin Hoffman, que ya de por sí no me suele gustar, pero que en esta película parece el hermano mayor de la maravillosa Anne Bancroft más que su amante casi adolescente. Personalmente creo que es una película que ha envejecido mal, aunque conserve el toque morboso de lo que significó en su momento.

saluditos

V dijo...

No es de mis películas preferidas, lo admito. Aunque Anne Bancroft me encanta, sobre todo en ese papelón que le dio Jhon Ford en "siete mujeres". Dustin tampoco creas que me encandila, siempre me ha parecido un chico con sobredosis de tics, pero en fin, se que es un clásico, y no seré yo quien me cargue la historia del cine de un plumazo. Un saludo.

Mario dijo...

Me ha sorprendido que Bancroft solo haya tenido 36 en su interpretación de la Sra. Robinson, luce mayor, porque con esa edad es muy joven todavía, pero igual logro enmarcarse en la historia con esa interpretación. Tengo la cinta y la había visto por pedazos pero pienso verla toda completa. Decir que Hoffman cuando se hizo actor la tuvo muy difícil, dicen que no buscaban su tipo físico que es muy poco atractivo pero supo sobresalir tomando papeles de mayor profundidad. Lo irónico es que termina igual a todos haciendo películas como los Fockers. Un abrazo.

Mario.

ATTICUS dijo...

Bancroft tiene una calidad sorprendente,no muy conocida o al menos por la inmensa mayoria,solo los que amammos el cine la reconocemos como una de las mejores.Sabes donde me gusto,en :
"7 Mujeres" de John Ford.Y por supuesto en esta esta madurita y bella con una personalidad inmensa y cautivadora.
yo desde luego cuando la vi con 16 o 17 años ,recuerdo soñar luego que me pasara algo asi con una mujer de esa edad,como me paso con
"Verano de 42",que tambien ....jajaja.

Rodrigo Moral dijo...

Estoy muy de acuerdo en todo. La película fue revolucionaria en todos los planos, inclusive en lo personal. Una película que después de 40 años se mantiene viva, que ha creado todo un mito, principalmente (como bien has dicho) desde ese personaje al que llaman Mrs. Robinson, con el que hoy en día se asocia a aquél que mira más alto de lo que le da su edad...

La música es fenomenal.

Me sorprendió que Dustin Hoffman tuviera 30 años. Por dos motivos. Primero, porque en esa película, realmente parece veinteañero. Segundo, porque sacando unas cuentas, me doy cuenta que Hoffman es bastante grande ya.

Esta película la tengo entre mis pocas, pero es MÍA, y encima me vino con un póster. Buenísima!

Saludos.

Saraiba dijo...

A pesar de no se mi film favorito, volvería a verla otra vez.Hay actores con los que tengo una relación amor-odio y hoffman. En esta peli no me acaba de convecer frente a una mujer como Bancroft. Sin embargo, adoro su papel en "El cowboy de medianoche".

Jimy Escobedo dijo...

Qe divertida pelicula !
Si que es un clasico.

Ya no me visitas :(
Espero te pases Pronto
Un abrazo !

Jimy Escobedo dijo...

Qe divertida pelicula !
Si que es un clasico.

Ya no me visitas :(
Espero te pases Pronto
Un abrazo !

Daniel Casares Román dijo...

sé que no tengo perdón de dios pero... aún no he visto esta película... (pondré remedio pronto)

Un abrazo!

David C. dijo...

Es el tipo de películas que siempre recuerdas. Me acuerdo mucho una escena en que Dustin se encuentra en una reunión y unos señores le dicen que el plástico va ser la salvación del mundo o algo así. Saludos.